• Trastornos alimentarios: la importancia de la terapia ocupacional en su tratamiento

    By 26 agosto, 2019Noticias

    La conducta alimentaria se define como el conjunto de acciones que resultan de la relación entre ser humano y los alimentos. Según investigaciones, cerca del 20 a 30% de los niños come mal en cantidad o en calidad, lo que llevó a que, en el año 2013, el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales de la Asociación Americana de Psiquiatría (DSM- 5) propusiera una reformulación de los trastornos alimentarios, identificando una categoría con el nombre Trastorno Alimentario Restrictivo Evitativo.

    Claudia Muñoz Masini, Terapeuta Ocupacional de Clínica El Bosque explica que las causas de este tipo de trastornos de base sensorial son desconocidas, y existen pocos estudios sobre su origen y tratamiento, no obstante destaca la importancia de abordarlos por equipos multidisciplinarios con un enfoque desde la terapia ocupacional.

    “La alimentación está influenciada por factores biológicos y ambientales. Por su parte, comer implica un procesamiento sensorial múltiple: visual, táctil, gustativo, y olfatorio, y se ha propuesto que la mejor práctica para todos los trastornos de alimentación es un tratamiento que cuente con un equipo multidisciplinario incorporando a los padres como un actor principal”, manifiesta la profesional.

    La idea es que en el diagnóstico y tratamiento de este tipo de trastorno se determine la importancia de cómo una evaluación integral aporta a la identificación de elementos para el razonamiento profesional  con el objetivo de establecer la mejor alternativa de tratamiento para estos trastornos.